LIMPIEZA DE CRISTALES

Actualizado: 26 jun 2021

Los cristales pueden absorber la energía positiva (energía cósmica universal) canalizarla, amplificarla y transmitirla para nuestro beneficio. Sin embargo, también pueden absorber dentro de su estructura interna la energía negativa de su alrededor para corregir desbalances. Dependiendo del uso que se le dé al cristal, así será la frecuencia que requiere de limpieza.


Influencia de la energía negativa en las personas

La energía negativa es una energía que nos hace mas propensos a la enfermedad, la preocupación, la culpa, la depresión, la mala voluntad, la destrucción, la descortesía, el comportamiento antisocial, el miedo, la ira, el ridículo, el dolor, el sentimiento de pérdida, las lesiones y cualquier otro elemento negativo de la vida emocional, mental y física.

La energía negativa es un componente natural de la vida. Un cristal balanceado tiene cargas tanto positivas como negativas. Cuando se incrementa la carga negativa en los cristales, al igual que con las personas, los mismos dejan de ser eficaces. Un cristal puede absorber energías negativas durante su tránsito, almacenamiento o uso.


¿Cuándo se deben limpiar los cristales?

1. Cada vez que adquieras un cristal nuevo debes limpiarlo para eliminar todas las energías que vienen impregnadas en él.

2. Cristales que se usan en terapias de sanación. Requieren limpieza antes y después de cada uso.

3. Cristales que se utilizan para eliminar la contaminación electromagnética se saturan rápidamente, por lo cual deben limpiarse con frecuencia.

4. Cristales para utilizar como collares y pulseras. Estos cristales nos protegen absorbiendo las energías negativas de las personas a nuestro alrededor y corrigiendo nuestros desbalances por lo cual es necesario limpiarlos antes y después de cada uso.

5. Los cristales utilizados para adivinación se deben limpiar una vez a la semana.

6. Los cristales usados para adornar el hogar, trabajo o proteger de energía electromagnética deben limpiarse con frecuencia igualmente.


Si los cristales no se limpian se sobrecargan lo cual reduce su efectividad y puede causar que transmita desbalances al aura. A continuación, puedes elegir uno de los varios métodos mostrados, que se pueden utilizar para limpiar tus cristales:


1. Agua con sal: dejar los cristales en un envase de vidrio durante la noche en agua con sal. Con este método hay que tener cuidado, pues algunos cristales se disuelven en agua y otros la sal puede promover la corrosión como el caso de pirita y hematita.

2. Luz del Sol: dejar los cristales bajo la luz del sol por unas horas es bueno para limpiar los mismos. Sin embargo, se debe tener cuidado pues algunos cristales se blanquean o destiñen con la exposición prolongada al sol. Algunos de estos cristales son: Amatista, Citrino, Celestita entre otros.


3. Luz de la Luna: Para aquellos cristales que la luz del sol les afecte, se puede utilizar entonces este método como reemplazo.

4. Enterrándolo bajo tierra: La tierra es fresca, oscura, seca, y atrae energías estructuradas de vuelta para nuestros cristales. Generalmente, el cristal se encuaderna en una cubierta orgánica natural, como una hoja o un pequeño manojo de musgo, y luego se entierra en una trinchera poco profunda o caverna natural por 24 hr. Se recomienda también protegerlo contra la humedad colocándolo dentro de un frasco de vidrio. Este elemento es lo mejor para reequilibrar un cristal que has empleado en viajes astrales durante experiencias fuera del cuerpo o meditación extensa.

5. Base o Racimo de Cristal: Algunos cristales sirven para limpiar a otros, como lo es el caso de la Coralina o un racimo de Amatista. Sin embargo, estos cristales requieren luego limpieza de igual forma. También algunos utilizan un racimo de Citrino o bases de Selenita. Ambos son cristales que no se absorben la negatividad y por lo tanto sirven para limpiar a otros y nunca requieren limpieza.

6. Sonido: si desconoce si un cristal se puede desteñir con el sol, o le afecta estar en contacto con agua, entonces uno de los mejores métodos sería utilizar sonidos para limpiar los cristales. Sonidos de Cuencos tibetanos son muy efectivos en este sentido.

7. Energía Reiki: los practicantes de Reiki pueden invocar la energía Universal para limpiar los cristales.

8. Rocío de escencias: utilizar una esencia de flores o aceites esenciales.

9. Salvia blanca: Pasar sobre los cristales el humo purificador de Salvia blanca o incienso es otro método de limpieza para ellos.

10. Arroz integral: Se puede colocar los cristales dentro de arroz integral por unas 24hr. Algunas personas dicen que el arroz luego se debe botar y otros que se puede comer.

44 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo